Proyecto FAS promueve uso de títeres como recurso pedagógico

Publicado por el

Medicina, Noticias, VRVM

La iniciativa va dirigida a profesores de Enseñanza Básica, educadoras de párvulo, educadoras diferenciales, profesores de arte y religión, entre otras áreas.

“Educadores encantando y enseñando en sus aulas con títeres”, es el nombre del proyecto FAS 05/2021 que tiene como finalidad desarrollar competencias para la incorporación de los títeres como recurso pedagógico para la enseñanza de contenidos disciplinares y como promotor de la salud dentro del aula, en profesores del primer ciclo de enseñanza básica, educadores de párvulos, educadores diferenciales y estudiantes de la Facultad de Educación.

La idea es introducir a profesores de Enseñanza básica, educadoras de párvulo, educadoras diferenciales, profesores de arte, de religión y de otras áreas; en técnicas para incorporar los títeres como estrategia educativa dentro del aula. Los talleres abordarán desde cómo hacer el diseño metodológico, como influyen los títeres en el desarrollo de los niños, como escribir guiones, técnicas de construcción, manipulación actuación, modalidades de títeres en el aula y la producción de videos para redes sociales. Cada tema finaliza con una evaluación.

Para alcanzar dicho objetivo se efectuarán siete talleres online con un total de 21 horas y finalizará con la premiación de las mejores intervenciones, elegido por un jurado integrado por los docentes del curso. Las jornadas estarán a cargo de los académicos Paola Pinilla y Erik Álvarez (Facultad de Medicina) y Carmen Gloria Soto (Facultad de Educación), quienes han trabajado junto a destacados titiriteros de la zona como Hugo Aguilera y Patricia Miranda de la Compañía “Los Fantoches”, Karla Ortíz de la Compañía “Karla con K”, George Soto de la Compañía “Momo el muppet penquista” y la titiritera argentina Graciela Molina de “Títeres de moñito” con más de cuarenta años de existencia.

Atracción como estrategia pedagógica
El académico Erik Álvarez, destacó el potencial de este tipo de herramientas, pues “el proyecto estaba diseñado para 60 personas, pero se llenaron rápido. Habíamos cerrado en 100, pero siguen solicitando cupos. Tenemos inscritos de toda la región, de otras ciudades de Chile y hasta del extranjero”.

En enfermero agregó que el impacto de una iniciativa como así es prometedor, considerando que por cada docente que asista al curso, se estará beneficiando como mínimo a unos 30 niños. “Desde este punto de vista, el aporte que las Facultades de Medicina y Educación están haciendo a la vinculación de nuestra Universidad con los establecimientos en convenio, los titiriteros y la comunidad es notable y nos refuerza en la idea de que nuestra institución posee un gran potencial académico distribuido en sus diferentes unidades, por lo que toda buena idea se potencia si combinamos los aportes de diferentes áreas del saber”.